Héroes civiles

0

La historia esconde figuras que con gallardía enfrentaron el destino por mas oscuro que este pudiese ser. Personajes que se engalanan con su entereza y que tienen sitial de honor al momento de realizar un balance sobre las transiciones que irrumpen enérgicamente. Héroes civiles que no dudan en dar pasos fundamentales que, en la medida que transcurren los días, evidencian lo significativo de sus acciones.

Fermín Toro presidía el Congreso durante los aciagos momentos del 24 de enero de 1848 cuando las huestes totalitarias de los Monagas asaltaron el parlamento y sirvieron el camino para que el caudillo oriental se erigiera como pacificador, sumiendo al país en una tiranía. El presidente con todo
el poder llamó a los legisladores a reasumir sus funciones y solo. Fermín Toro se ausentó, señalando que su cadáver podían llevarlo, pero que él no se prostituía.

El espíritu de Toro arropa con hidalguía a los que actúan con respeto y honor.  La diputada de acción Democrática Addy Coromoto Valero pasó a la posteridad hace algunos días cuando se conoció que le ofrecieron prebendas y dinero para su tratamiento oncológico, a cambio de traicionar sus principios. Con entereza la parlamentaria dijo que prefería morir a que con su voto muriera Venezuela.

Addy Valero ha sido atacada por los mezquinos que creyeron que sus principios eran tan frágiles como su cuerpo enfermo. En los últimos días han querido inventar historias que la involucran, evidenciando que siguen al pie de la letra aquella modalidad de los perversos que matan dos veces, una física y una moral, cuando no conformes con acabar con la vida de un ser, intentan destruirlo moralmente, como buscaron infructuosamente hacer con el mártir de la democracia, Leonardo Ruiz Pineda, a quien la funesta dictadura cuartelaría quiso enlodar.

Seres de principios como Fermín Toro, Ruiz Pineda y Addy Coromoto Valero guiarán la senda de los que anhelan el servicio público para mejorar al país. Quienes intentaron comprar a la parlamentaria quedarán en el muladar de la historia y acompañarán a los que intentaron sacar provecho de su enfermedad, o no hacen nada por atender a quienes necesitan medicinas, siendo señalados por una sociedad digna que lo mejor que puede hacer es olvidarlos, pues de tenerlos presentes, el repudio será incalculable.

 

 

Únete a nuestro canal oficial de Telegram: >Aquí<
Visítanos en nuestro canal de Youtube: >Aquí<
También Podría Interesarte

Deja una respuesta

Tu dirección de email no será publicada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este Sitio Web usa cookies para mejorar tu experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no participar si lo deseas. Aceptar Leer Más