Jueves, 27 de Julio del 2017

Telocuentonews

 

dona

Download Template for Joomla Full premium theme.

Deutschland online bookmaker http://artbetting.de/bet365/ 100% Bonus.

Online bookmaker bet365

carlosroaCarlos Roa.

Miami Total

Desde Miami, EE.UU

“Pepe” Spataro, el cerebro tras “La Doña”

IMG-20170505-WA0005

José Vicente “Pepe” Spataro es el autor de la exitosa y recién finalizada telenovela de Telemundo, “La Doña”. Con la sorpresa aún flotando en el ambiente tras su sintonizado final, conversamos en exclusiva para Telocuentonews con este venezolano residente en Miami, para que nos revelara como ensambló ese relato dramático que cosechó tantos aplausos.

Vale decir que Pepe es psicólogo de profesión, pero terminó dedicándose con pasión a la escritura de dramáticos para TV. En su país hizo carrera en la legendaria Radio Caracas Televisión (RCTV); hasta que fue cerrado por el gobierno de Hugo Chávez, lo cual lo obligó a buscar rumbo internacional; primero en México y finalmente en el sur de la Florida, donde desarrolla su labor en la actualidad.

Lo primero que hay que decir es que, la recién finalizada teleserie estuvo inspirada en la célebre “Doña Bárbara” de Rómulo Gallegos; pero que, a su vez, presentó una serie de elementos novedosos, a tal punto, que el espectador desprevenido podría pasar de largo ante el parentesco de ambas obras.

- ¿Qué tienen en común “La Doña” y “Doña Bárbara”? ¿Y qué las diferencia?

- Decidí seguir toda la columna principal de la historia de Gallegos. Yo no podía escribir algo mejor que eso. El inicio, orden de los acontecimientos y desenlace son de “Doña Bárbara”. La diferencia crucial en mi historia, es que madre e hija no sabían del vínculo entre ellas. En el libro original es más comprensible esa relación tan ruda y antagónica, en el siglo pasado, en territorio salvaje; pero en la actualidad chocaría, así que ese fue mi matiz particular.

- ¿Por qué decides ambientarla en la ciudad?

- La idea de hacerla en la ciudad partió de Telemundo, como un elemento de producción, pero también fue para hacerla moderna y urbana. Y se logró.

Agrega nuestro entrevistado, que fue un gran reto trasladar la anarquía del campo a la ciudad. “Se reflejó a través de corrupción y de abuso de autoridad, muy de países latinoamericanos; pero los personajes de La Doña no podían actuar de una manera tan abierta y descarada como los del campo.”

Spataro recalca que se mantuvieron el abuso de autoridad y los vínculos con poderosos: Altagracia se codeaba con políticos, con gente de seguridad nacional.

- ¿Por qué la ambientaste en la industria de la construcción?

- Porque me dio una lucha territorial, por espacios, eso también se ve en la Doña Bárbara original. En Ciudad de México, los espacios disponibles son muy pocos y son muy apreciados. Se están demoliendo construcciones históricas para levantar rascacielos. 

Revela que “La vecindad también me acercó a la obra de Gallegos, es una vecindad que ella necesita poseer por un asunto económico, así como la doña original necesitaba poseer la hacienda Altamira. Es justicia y ley contra injusticia y legalidad.”

- ¿Cómo manejaste a Altagracia, un personaje que tenía que ser amado y odiado a la vez?

- Creo que me salió mejor de lo que pensaba, el público la amó y sorprendentemente, apoyaba y defendía sus acciones. Ella tenía razones justificadas, ese es un elemento nuevo con respecto al relato original, porque mi Altagracia encuentra a sus violadores y se venga de ellos.

- ¿Por qué crees que te salió tan bien?

- Lo que hice con Altagracia fue entenderla. Sus rencores y sus dolores estaban justificados, cualquier mujer la entendería. Hay una escena en la cual Altagracia le dice al protagonista: “Pregunta a las mujeres que han sido abusadas, si no eliminarían a sus agresores en caso de tener el poder para hacerlo. Te van a responder que sí”.

Y el autor se explaya en la defensa de su personaje central: “Ella trató de hacer las cosas bien. Fue abusada, sus padre asesinados, ella intentó denunciar pero no fue escuchada. Había una tía que intentó prostituirla. En fin, el público la entendió, porque conoció sus motivos.”  

- ¿Por qué recalcaste tanto el tema del abuso y la violación?

- Yo creo que las series, telenovelas, superseries, todos los géneros, deberían tener mensaje social, sin ser panfletarios. Debemos ir un poco más allá y explicar la realidad a nuestro público, darle herramientas para solucionar. Lo hice en mi primera novela para Telemundo, que se tituló “Bajo el mismo cielo”, e iba sobre indocumentados que viven en Los Ángeles. Tuvo mucho tema social, mucha realidad.

Pepe agrega que conoce muy bien Ciudad de México. “Viví allí varios años, México es el país con mayor violencia de género en el continente, con mucha impunidad. Los casos de Ciudad Juárez, esos feminicidios, donde hay mujeres asesinadas solamente por el hecho de ser mujeres.”

Afirma que vio en “La Doña” una oportunidad de hacer denuncias. “Hay víctimas, aparecen cuerpos, se espera justicia.” Relata que “Cuando investigaba para hacer la novela, vimos el caso de un grupo de muchachos de Veracruz que violaron a  una chica y la grabaron. El padre de ella comenzó a reclamar. Yo tomé ese asunto para la novela, empecé a hacerme preguntas al respecto y las respuestas están en este trabajo.”

Continúa contando que hubo manifestaciones en crescendo, “mientras nosotros ya lo habíamos incorporado a la telenovela; y aparecieron otros casos que nos nutrieron.” Afirma que la violencia de género fue bandera de este proyecto “y tratamos de mostrarla en todas sus facetas. La mujer abusada por su esposo, o en el trabajo.”

- Corre el rumor de una posible segunda temporada de “La Doña”…

Pepe deja escapar una carcajada, con lo cual reconoce que esta afirmación no le resulta extraña. “Nunca había visto en mi vida una confrontación tan brutal de los fans de dos personajes, en este caso Altagracia y Mónica que se disputaban el amor de Saúl. Pero al final los fanáticos defendieron el amor entre la madre y la hija.”

Toda esta introducción es para afirmar que la gente quiere una segunda temporada “porque ese amor lo vimos muy poco.” Recién en el último capítulo Mónica le dice “mamá” a Altagracia, se abrazan…

- Pero, ¿hay o no hay una segunda parte?

- Si nos basamos en los ratings debería haber una segunda parte porque fue un proyecto sumamente exitoso. ¡Pero no puedo decir más!

- Lo que sí nos puedes confirmar, es que ya trabajas en un nuevo dramático.

- Sigo en Telemundo, en un nuevo proyecto en etapa inicial, yo mismo necesito conocerlo mejor; pero lo estoy haciendo. Y va a tener mi estilo de personajes: lo más reales posibles: Me gustan las historias realistas.

Y mientras comienza a hilar su nueva historia, Pepe Spataro mantiene al lado de su computadora su infaltable taza de café, con la siguiente leyenda: “The harder you work, the luckier you get”… Es decir, “Mientras más duro trabajas, más suerte tienes”. 

Por: Carlos Roa

Foto: Cortesía Pepe Spataro