Venezolanos presos en Trinidad, el precio por huir de Maduro

0

José Rafael Silva Juárez, un DJ de 19 años, que tras emigrar para intentar ayudar a su familia,  lleva más de 4 meses preso en una cárcel de Trinidad y Tobago. Su intención de emigrar para buscar un mejor futuro termino convirtiéndose en un calvario mientras espera que el Gobierno venezolano tome acciones diplomáticas para repatriarlos

A través de la música, José Rafael pensó que podía enviar dinero todos los meses a su madre Jazmín Juárez, quien vive en Caracas y no habla con su hijo con frecuencia, pues es difícil establecer la comunicación. Lo poco que sabe es que al igual que José Rafael , más de cien (100) venezolanos están presos en diferentes centros de reclusión de la isla, donde son golpeados, maltratados  y obligados a cancelar multas de más de mil 500 dólares.

Con angustia, Jazmín Juárez narra que su hijo llegó el 8 de febrero de 2017 a Trinidad y Tobago y todo parecía que iba por buen camino, hasta que en una fiesta en la que trabajaba fue detenido. El hecho ocurrió el 3 de marzo de 2018. Al día siguiente, Jazmín recibió una llamada de su descendiendo, indicándole que estaba en inmigración y que posiblemente sería condenado por ser residente ilegal.

Para leer la nota completa, ingrese a este link.

 

 

Fuente: La Tribuna de Todos

También Podría Interesarte

Deja una respuesta

Tu dirección de email no será publicada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este Sitio Web usa cookies para mejorar tu experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no participar si lo deseas. Aceptar Leer Más