¿Por qué se celebra Thanksgiving en EEUU?

0

El día de Thanksgiving (Acción de Gracias) significa muchas en los Estados Unidos: es una fiesta familiar casi más importante que la Navidad, es la época récord de viajes internos y es el comienzo de la temporada de compras de fin de año ya que al día siguiente es el Black Friday (Viernes Negro).

Pero por encima de todo esto, es también una marca de identidad del país: la fecha en que los primeros europeos en el territorio americano, los colonos, agradecían los dones recibidos. La mayor parte de las veces el objeto de gratitud era una buena cosecha, pero a veces también se celebraba la paz tras una batalla con los indígenas locales.

Comer pavo horneado con un relleno de pan de maíz y hierbas, aderezado con salsa de arándanos y acompañado de legumbres, boniato y puré es la tradición, junto a un poco de sidra de manzana caliente con especias, y los afamados pasteles de calabaza y de nueces.

Se cree que los llegados en el Mayflower a Massachusetts compartieron con los nativos Wampanoag el primer Día de Acción de Gracias en 1621, como una forma de celebrar el entendimiento de los dos grupos y una buena cosecha: la primera para un grupo de europeos que el año anterior, tras llegar al continente sin víveres para el invierno, habían recurrido al robo de maíz de las tumbas y los almacenes de los aborígenes.

Uno de los peregrinos, Edward Winslow, escribió que fue una fiesta en la que participó el rey indígena Massasoit con unos 90 hombres, “a quienes entretuvimos y dimos banquetes durante tres días”. Ese documento, publicado en 1941, probó que había poco de oraciones y ayuno en la Acción de Gracias, como se creía antes.

No obstante, algunos historiadores discuten que la celebración original haya sido en el norte, en el siglo XVII y con los peregrinos, ya que se la atribuyen a los colonos españoles en la Florida, que en 1565 dieron gracias en una celebración donde hoy está San Agustín. Otros hablan de los españoles en Texas en 1598.

Aquella paz de siete meses con los Wampanoag duraría 50 años. La fiesta que compartieron peregrinos y aborígenes se dio a conocer y en 1623, con la promoción del gobernador William Bradford, se formalizó como tradición.

La elección del jueves como día de fiesta, que en otros países parece tan rara como el martes para las elecciones, se fue dando de a poco. Según Thanksgiving: The Holiday at the Heart of the American Experience, de Melanie Kirkpatrick, el comienzo de la fiesta dependía de cuándo sucedía lo que se celebraba. La fiesta de 1623 en Plymouth, por ejemplo, se hizo tras una lluvia que terminó con una peligrosa sequía.

Luego comenzaron a intervenir otros factores. Los puritanos observaban el shabbat; los católicos ayunaban el viernes y rezaban el domingo. El jueves, día de lecturas religiosas para los que tuvieran tiempo, comenzó a ser un favorito.

Aunque George Washington fue el primero en formalizar Thanksgiving en 1789, para que el jueves 26 de noviembre se dedicara “a la gratitud y la oración del pueblo”, fue Abraham Lincoln quien en 1863 declaró que el último jueves de noviembre sería el feriado nacional.

Luego, en 1939 otro presidente, Franklin Delano Roosevelt, cambió la fecha. Ese año, el último jueves de noviembre era el 30, por lo que Roosevelt lo cambió al 23, es decir el penúltimo, para que los comerciantes tuvieran una semana más de oportunidades de venta entre el Día del Trabajo (primer lunes de septiembre) y la Navidad.

Dos años más tarde, Roosevelt llamó a una conferencia de prensa para anunciar que el experimento había fallado, pues los comerciantes no habían registrado beneficio alguno. El 26 de diciembre de 1941 se firmó una resolución en conjunto con el Congreso para declarar que el día de Thanksgiving no sería ni el último ni el penúltimo, sino el cuarto jueves de noviembre.

Por su parte, John Fitzgerald Kennedy fue el primero en perdonarle la vida a un pavo, diciendo: “Dejemos que este crezca”, en 1963, “es nuestro regalo de Acción de Gracias para él”. Pero fue George H.W. Bush quien en 1989 formalizó la tradición del perdón oficial a un pavo cada año.

 

 

 

Fuente: Infobae

También Podría Interesarte

Deja una respuesta

Tu dirección de email no será publicada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este Sitio Web usa cookies para mejorar tu experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no participar si lo deseas. Aceptar Leer Más