Jesús Medina : un fotoreportero sin audiencia

Triste es la historia que rodea el caso de Jesús Medina Ezaine, quizás no haya sido difundida ferozmente, pero muchos compañeros han denunciado esta semana la actual situación del joven reportero gráfico preso en Ramo Verde.

0

Según el portal Wikipedia la “Cárcel de Ramo Verde​ o Centro Nacional de Procesados Militares de Ramo Verde y también llamada Prisión Militar de Ramo Verde es una instalación penitenciaria localizada en la ciudad de Los Teques al oeste del Estado Miranda del cual es capital, al sur del Área Metropolitana de Caracas y en el centro norte de Venezuela”.

“Se trata de una prisión conocida por sus condiciones especiales y estrictas medidas de seguridad para los reclusos, reservada específicamente para militares y para civiles que por sus características representen una importancia para el estado venezolano ya sea por razones de seguridad y/o políticas, que pueden permanecer en el lugar de manera transitoria o hasta cumplir la totalidad de sus penas.

Esta condición la ha hecho polémica y punto de críticas debido a los casos de personalidades reconocidas recluidas allí, incluyendo al líder de Voluntad Popular Leopoldo López. Depende de la Tercera División del Ejército de Venezuela y de la Zona Operativa de Defensa Integral (Zodi) de la capital.

Crónica de una detención anticipada

Esta cárcel fue el sitio asignado como lugar de reclusión a Jesús Medina Ezaine después de haber sido detenido el 26 de agosto de 2018, en las inmediaciones de la Plaza Venezuela, luego de realizar un trabajo especial en las instalaciones del Hospital Clínico Universitario de Caracas, situado dentro de la Universidad Central de Venezuela, junto a dos periodistas extranjeros.

Premoniciones

La ultima vez que vi a Jesús fue el 14 de julio de 2018, yo no lo conocía en persona, más si manteníamos algún contacto, me gustaban sus fotos y videos, solía pedirle permiso para usarlos y verificar los créditos, siempre respetando su autoría.

Esa mañana le pregunté a Jesús si tenía quiniela para el mundial, era el penúltimo partido del Mundial de Futbol, me dijo: “entre Bélgica e Inglaterra le gustaban lo Belgas. Me dijo “por cierto, ¿dónde vas a ver el juego?, anímate, vamos a verlo, voy a ir con mi novia a un sitio y te esperamos allí”

Vimos el juego, y para ser sincera la velada se transformó en un bonche que me hizo olvidar de verdad, se nos sumaron más colegas, pero, entre las cosas que no dudé decirle, la más importante fue: Jesús cuídate bájale Dos, recuerda que en la cárcel solo tendrás a tu mamá, poca gente se acordará de ti. (amiga de Jesús Medina quien prefiere estar en anonimato)

 

Del secuestro a la prisión

 

Jesús estaba sentenciado:

El viernes 6 de octubre de 2017, acompañado de un corresponsal italiano de nombre Roberto Di Matteo, otro de origen suizo, Filippo Rossi y Jesús Medina Ezaine, se dirigieron a la Penitenciaria General de Venezuela, mejor conocida como cárcel de Tocorón, ubicada en el estado Aragua, y solicitaron hablar con el director, Rigoberto Fernández, quien los recibió en la puerta y los invitó a pasar a su oficina.

El fotoreportero venezolano Jesús Medina Ezaine en esa oportunidad relató a los medios lo que allí ocurrió tras su detención, además, denunció a través de imágenes tomadas dentro del penal, el estilo de vida de los reos y “pranes” que conviven con un zoológico, parque infantil, sembradíos de presunta droga y piscinas.

Días después Jesús, fue retenido por tres días y liberado en la autopista Caracas-La Guaira, golpeado, y en ropa interior

En noviembre de 2017, Medina Ezaine salió de Venezuela rumbo a Colombia, para posteriormente viajar a España por las amenazas que estaba recibiendo.

Meses después aparece nuevamente en Venezuela para continuar su trabajo como fotoreportero, sin embargo no logaría estar libre por mucho tiempo.

Siete diferimientos de audiencia

El Tribunal 13 de Control de Caracas estableció como centro de reclusión la cárcel de Ramo Verde para cumplir una pena que no ha sido establecida por los delitos imputados a saber: “legitimación de capitales, asociación para delinquir, instigación al odio y obtención de lucro ilegal contra actos de la administración pública”.

Pérdida de peso y depresión

Esta semana la abogada que defiende a Jesús Medina informó a través de una entrevista en redes sociales que el fotoreportero ha perdido más de 10 kilos de talla, que esta sumido en una depresión profunda y su ánimo ya no es el mismo, después de que su audiencia preliminar fue diferida por séptima vez, asimismo lo reiteró Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa y lo reflejó en su reciente informe Reporteros Sin Fronteras.

 

También Podría Interesarte

Deja una respuesta

Tu dirección de email no será publicada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este Sitio Web usa cookies para mejorar tu experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no participar si lo deseas. Aceptar Leer Más