EEUU sanciona a la contrainteligencia militar de Venezuela por el caso del capitán de corbeta

0

Estados Unidos emitió este jueves una serie de sanciones contra la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM) de Venezuela, cuerpo de seguridad que tenía bajo custodia al capitán de corbeta Rafael Acosta en el momento en que falleció, esto, consecuencia de las torturas sufridas a manos de las fuerzas chavistas, según denunció la oposición.

El Departamento del Tesoro incluyó en su ‘lista negra’ de sancionados a la DGCIM, lo que implica el bloqueo de sus activos bajo jurisdicción estadounidense.

“La detención políticamente motivada y la trágica muerte del capitán Rafael Acosta fueron injustificadas y son inaceptables”, dijo el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, en un comunicado.

Mnuchin reiteró que el gobierno de Donald Trump está decidido a “acabar con el trato inhumano que el régimen de (Nicolás) Maduro da a los opositores políticos, civiles inocentes y miembros de las Fuerzas Armadas en un esfuerzo por suprimir la disidencia”.

La actual administración en los Estados Unidos ha sancionado ya a varios funcionarios chavistas, incluidos Nicolás Maduro y su hijo, junto a empresas vinculadas a la élite gobernante.

El Tesoro recordó que “las sanciones no tienen por qué ser permanentes”, ya que su objetivo es propiciar “un cambio positivo en el comportamiento” de los afectados. Al exjefe de la Inteligencia venezolana Manuel Cristopher Figuera se le han retirado las medidas punitivas tras desertar.

Por su parte, el presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, celebró la medida: “Trabajando en coordinación con nuestros aliados, estamos haciendo justicia ante la tortura y la persecución”. El también reconocido como presidente encargado, dijo que estas medidas pretenden castigar a “quienes ordenen, ejecuten y permitan violaciones a los Derechos Humanos”.

Acosta fue detenido el pasado 21 de junio por la Dirección General de Contrainteligencia Militar junto a otros seis uniformados por su presunta implicación en la asonada militar del pasado 30 de abril que buscaba derrocar a Maduro.

El capitán de corbeta falleció mientras estaba bajo custodia de la DGCIM, luego de aparecer ante un tribunal en silla de ruedas e incapaz de hablar. La oposición aseguró que fue torturado, por lo que exigió una investigación internacional para esclarecer los hechos.

Fuente: Diario las Américas

También Podría Interesarte

Deja una respuesta

Tu dirección de email no será publicada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este Sitio Web usa cookies para mejorar tu experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no participar si lo deseas. Aceptar Leer Más